Cultivar tu propia marihuana en casa para autoconsumo

En la vida de todo amante de la marihuana llega un momento; en el que se hace esta pregunta trascendental. ¿Por qué seguir gastando mi dinero en el mercado negro para adquirir; en la mayoría de los casos, una hierba mal cultivada; mal secada y de mala calidad a precio de oro? Por lo que cultivar tu propia marihuana en casa para auto consumo.

Con el consiguiente riesgo de ser sancionado por las autoridades; cuando nos vemos obligados a recurrir a los puntos ilícitos de venta; simplemente para poder disfrutar de nuestra planta medicinal y ludica favorita.  ¿Podría cultivar de forma sencilla mi propia marihuana en casa, en mi jardín; terraza, o en esa habitación que no uso nada más que para almacenar trastos?

Si sois seguidores del blog y fumetas con cierta experiencia. Sabréis que la respuesta es SI; aunque con ciertos matices y precauciones que os explicaremos a continuación.

Existe un miedo generalizado por las posibles consecuencias policiales y legales; que podrían darse si se descubriera nuestro cultivo. Por el qué dirán de los vecinos, o por el aumento desproporcionado de la factura de la luz; si utilizamos sistemas de iluminación artificial.

Todas estas dudas son totalmente normales dada la escasa información.. Y la enorme des-información sobre el tema que se hace en los medios de comunicación de masas. Ante esta situación; desde nuestra web queremos tranquilizaros. Hay que tener en cuenta que siempre que el cultivo de la marihuana en casa; sea para uso privado y no para comercializarlo. No debes de qué preocuparte.

La cosa cambia si cultivas para el tráfico o de forma exagerada; ya que en ese caso sí que podrías tener problemas. ¡Cuidado! Si estás decidido a cultivar tus propias plantas de marihuana en casa. Nuestra recomendación es que tengas mucho cuidado y por supuesto. Que lo hagas correctamente, siendo lo más discreto y prudente posible.

¿Cuántas plantas puedo tener en casa legalmente?

¿Cuántas plantas puedo tener en casa legalmente?

Puedes tener hasta 2 plantas en tu casa legalmente sin ningún problema; pero claro, la legislación española es poco clara al respecto. Sin embargo, recientemente se ha despenalizado el cultivo de unas pocas plantas dentro del hogar siempre que sea para uso personal y no para la venta. Es decir, según la ley española, no es delito cultivar la cantidad que necesitas para ti. Con la condición de que si cultivamos en terraza o jardín, las plantas no se puedan ver desde el exterior, para no crear “alarma social”.

También puedes contar con uno o dos focos de 600W sin tener que preocuparte de nada. Ni por la policía ni por los vecinos, ya que es simplemente para tu propio disfrute. No cometas el error de pinchar la luz de tu comunidad de vecinos; para el cultivo de la marihuana en casa. Una opción a la que recurre mucha gente; con el objetivo de que no se dispare su factura de la luz.

Las posibles consecuencias no merecen la pena; más aún si tenemos en cuenta que un foco de 600W puede generar hasta un total de 500 gramos cada tres meses. Con un gasto en la factura de unos 60 euros aproximados. Sin duda merece la pena. No peques de listo y cultiva tus plantas en casa, siempre que sean exclusivamente para el uso privado.

De esta manera no tendrás por qué preocuparte de nada. Ya que no habrá ningún problema ni con la policía; ni con los vecinos ni con la factura de la luz. La compra de un foco no te supondrá una inversión demasiado elevada. Así que hazte con el tuyo y que comience el trabajo!

¿Cómo demostrar que una planta es tuya para uso privado?

¿Cómo demostrar que una planta es tuya para uso privado?

Existen varios indicadores para demostrar que una planta es tuya para uso privado. Estos son los más importantes:

#1 – Peso de la planta

En el caso del cultivo exterior. No tendrás ningún problema ni recibirás ninguna sanción siempre que tu planta o tus dos plantas no se vean desde la calle y no sumen más de 2 kilos de peso. En el caso de las plantas de interior; partiendo de la base de que un foco no podrá generar más de 500 gramos, el peso no es relevante. Sino que lo importante es el tamaño del cultivo, que no debe ser demasiado desproporcionado, pudiendo demostrar que es para consumo propio. Ten en cuenta que la policía y jueces serán perfectamente conscientes; de que tendrás que cortar las plantas cada 3 – 4 meses como máximo. Y de que no es lo mismo una plantación con 20 focos y 180 plantas; que una con 1 foco y 6 plantas.

#2 – Envases

Olvídate de los clásicos envases para almacenar la marihuana como las pequeñas bolsitas de plástico. Ya sabes que esta es la opción más utilizada por los traficantes para vender la marihuana. Por lo que te recomendamos que te olvides de ello; ya que podría ser una sospecha para la policía; que intentaría utilizar esto como prueba de que te dedicas a vender. Y algo similar ocurre con las básculas. Deja a un lado todos los instrumentos o materiales; que puedan hacer sospechar y almacena tus cogollos en tarros de cristal o cajas,

#3 – Fumador

¿Eres fumador o no?

Si eres una persona que acostumbra a consumir marihuana habitualmente y a la que se considera fumador. Debes saber que esto será un claro punto a favor porque si no eres consumidor habitual de cannabis, será muy difícil demostrar que el cultivo es para consumo personal! Para demostrar esto, se suele recurrir al clásico análisis de sangre u orina. Si das positivo, es más fácil que el juez crea que es para autoconsumo y no para comercializar con ella.

#4 – Cumple con la factura de la luz

Si la compañía de la luz comprueba que existe un importante desequilibrio entre la luz consumida y la factura. Es decir, has realizado un enganche ilegal, podrías recibir una importante sanción económica; y además sería un claro indicador para la policía. Por lo que aumentarás las posibilidades de registro y denuncia. Si en cambio cumples con la ley y con tu factura de la luz. Estarás actuando de manera totalmente lícita; y no habrá ningún problema.

Recomendaciones de Weedo

Para terminar,aquí tienes las recomendaciones de Weedo. Nuestra principal recomendación para que cultives tu propio cannabis en casa; y no tengas que volver a salir a la calle a por él. Es que nunca vendas la hierba que hayas cultivado. Se cultiva y se fuma en casa, esto es lo único que debes tener en cuenta. Déjate los capítulos de Narcos y Breaking Bad  para Netflix y no intentes hacer negocio con esto.

No merece la pena.

Es importante que no olvides que mientras no molestes a nadie, nadie te molestará a ti. Y no importará nada que el clásico vecino cotilla de turno te esté observando por la ventana. Como mucho podrá sentir envidia, pero nada más. Ponte una película, acomódate en tu sofá y fuma tranquilo sin molestar a nadie. ¿No está mal, no?

También te recomendamos que aunque lo hagas de manera legal y fumes tranquilamente en tu domicilio. Tengas cuidado y no lo anuncies a los cuatro vientos, especialmente si vives en un chalet o en una casa baja. ¿Por qué? Pues porque podrías alertar a los “cacos”. Aumentando las posibilidades de que entrasen en tu domicilio a robar tus plantas. Creemos que en este caso incluso sería mejor un registro de la policía. Así que, cuanta menos gente lo sepa, mejor!

Y si después de todas las recomendaciones que te hemos dado para que cultives tú mismo la marihuana en casa, continúas sin estar del todo tranquilo. Debes saber que hay mucha gente que recurre a abogados expertos en el cultivo de marihuana, para que les informen y les tranquilicen. Las opciones que tienes para cultivar marihuana en casa sin sufrir ningún problema son innumerables. Así que no cometas ningún error y hazlo de manera totalmente legal. Te aseguramos que no te arrepentirás.

Muchas gracias!

Salud y buenos humos!